miércoles, 11 de junio de 2014

SIN LICENCIA Y A LO LOCO...

La jefatura de Telecomunicaciones de Cádiz ha sancionado con una multa de 1.000 euros a un vecino de Utrera por realizar en dos ocasiones escuchas indebidas de las comunicaciones radioeléctricas internas entre la Policía Local de Cádiz y la sala del 061. 

En concreto el vecino de Utrera domiciliado en la calle Abate Marchena y cuyas iniciales son J.L.L.G. fue localizado por las fuerzas de seguridad mientras realizaba dichas escuchas a través de emisor receptor BAOFENG UV-3R en la frecuencia 427,812 MHz y careciendo de título habilitado para ello.
Unos días más tarde de nuevo fue sorprendido en la misma acción, en esta ocasión con equipo emisor receptor del tipo KENWOOD TK-3207. 

Tras la instrucción del expediente sancionador el organismo provincial de Cádiz de Telecomunicación han concluido el infractor ha cometido una falta calificada como grave por la utilización de frecuencias radioeléctricas sin autorización infringiendo la Ley de Telecomunicaciones en su artículo 54 A.
El organismo sancionados de telecomunicaciones de Cádiz ha resuelto el expediente a cogiéndose al trato más favorable para el infractor ya que para las faltas graves prevé sanciones de entre los 1.000 y los 500.000 euros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario